La Aventura de Stardust

(Stardust's Adventure)

Texto y Animación por Lucy Rand

Traducción al español por Mary Dickerson, SACCARELLO Persians


 

Todo pasó en una noche muy oscura y estrellada, unos días antes de Navidad…

El gato “Stardust” ha sido un hato que permanecía dentro de casa siempre. Vivió una vida buena con la mejor comida y mucho amor y cuidado por parte de sus dueños. No que le gustara todo, oh no… odiaba las inyecciones y las visitas al veterinario! Sus dueños querían que él estuviera sano entonces el no tenia opción.

Fue nombrado Stardust (polvo de estrella) debido a la marca blanca con forma de estrella en su pecho. Muy seguido se quedaba admirando la ventana. Sentado enfrente de las cortinas de vidrio mirando hacia el jardín o a las estrellas cuando estaba oscuro. . . Anhelando todas las cosas desconocidas del gran mundo de afuera.

Los dueños trajeron un fresco árbol de navidad y lo decoraron con lucecitas. Este árbol olía rico, el olor de afuera, de aventura… Stardust no podía estar por más tiempo. Se escabulló por la puerta trasera cuando sus dueños vinieron cargados con más decoraciones navideñas, que estaban guardadas por todo el año en el garaje.

Oh chico, Stardust gateó bajo el primer arbusto, temblando todo. Cuan excitante y aterrador era! Se sentó a oler todos esos olores desconocidos y escuchó los ruidos del exterior. Sus ojos y oídos estaban abiertos ampliamente y su corazón latía como tambor!

Se sentó allí por al menos dos horas enteras, antes de decidir caminar más lejos, hacia en gran, gran patio. Se volvía más y más corajudo. Escuchó a sus dueños llamarlo y haciendo ruidos con las latas de sus dulces favoritos, pero él lo ignoró. Esta era su chance…

Que era eso? Sintió algo en su nariz. Era frio y mojado. Nunca antes había sentido esto. Miró hacia arriba hacia el cielo y observó millones y millones de cositas blancas titilantes cayendo del cielo! Se posaron en su pelo y hasta en su nariz. Lentamente todo cubierto con nieve y se quedo muy quieto.

Sintió frio bajo sus patas. . . Stardust estaba determinado, no volvería a casa! Y después de un tiempo en que las luces de la casa se apagaron. Sus dueños deben haber ido a dormir. . . Stardust no tenía sueño. Muy lejos de eso!

Olfateó todo lo que pudiera olfatear, escuchó los sonidos y cuando se estaba poniendo claro de nuevo estaba tan cansado que se durmió, escondido bajo un gran arbusto. Ni siquiera escuchó a sus dueños llamarlo.

Muchas horas después, Stardust se despertó. Oh chico, su estómago estaba haciendo ruidos simpáticos. Se sintió tan hambriento que no sabía qué hacer. Sus dueños probablemente estarían en el trabajo… se acercó furtivamente hacia la casa y hey… que vio cerca de la puerta? Su propio plato de comida! Lleno de comida y una caja con una alfombra suave un poco más lejos de la pared. Eso era muy bueno. Ves, al final la vida afuera no era tan difícil. Stardust vació su plato lo más rápido que pudo, miró hacia la casa y dijo dulcemente: “gracias queridos dueños” y se fue.

Jugó en la nieve, vio toda clase de bichos que solo conocía desde detrás de la ventana. Quería jugar con ellos, pero tenían miedo y no tenía ni pista de porque corrió el ratón al verlo, o porque volaron los pájaros tan pronto el se acercó.

Todo lo que él quería era un poco de compañía y diversión! Y Stardust dijo:

“hay bueno, si ellos no quieren jugar conmigo, tendré que entretenerme. . .”

Trepó por un gran árbol, pero no trepó muy alto. Se asustó cuando no estaba ni a la mitad del camino y miró abajo.

Fue muy cuidadoso al bajar y se sintió muy feliz al sentir el piso bajo sus patas.

Lentamente se estaba poniendo oscuro y escuchó un sonido muy familiar; el auto de sus dueños! Volvió a su arbusto secreto a esconderse.

“Stardust!, Stardust!!” escuchó a su dueña llamar por él. De hecho el podía verla buscándolo y escuchó decir a su dueño: “Yo sé que ha estado por aquí, mira! Toda su comida ha desaparecido y veo sus huellas en la nieve!” Ella lo llamó varias veces, pero finalmente entró con el plato vacio de Stardust.

Unos minutos después puso el plato afuera. Lleno!

Stardust miró y supo que podría quedarse afuera un poco más. Sus dueños cuidarían de él. Dormitó bajo el arbusto.

Cuando despertó estaba muy obscuro. El cielo brillaba por las estrellas. Vio las luces de su casa apagarse una a una. Dueños yendo a la cama. Afuera estaba muy frio y silencioso.

Estiró sus patas y bostezó. Fue a dar una caminata por el jardín.

Pero, qué era eso? El suelo pajo sus patas hacia un ruido extraño. . . súbitamente el suelo desapareció y Stardust se quedo muy mojado y con frío! No se dio cuenta que había entrado en el estanque. El hielo no era lo suficientemente firme para mantenerlo.

Estremeciéndose todo, salió del estanque. Sintiendo lástima de sí mismo y anhelando su canasta caliente cerca de la calefacción de la casa.

Corrió hasta la casa, pero estaba oscuro y se sintió muy infeliz con su aventura de afuera. Lloró alto, pero los dueños probablemente ya estaban dormidos y no lo escucharían. Stardust caminó hasta su plato con comida y recordó la cajita con la alfombra puesta ahí para él, tal vez ahí estaría más caliente y confortable.

Oh no! Su plato de comida estaba vacío! No quedaba ni un pedacito de comida! Triste fue hasta la caja que sus sueños habían dejado para él, sintiendo lástima por sí mismo.

Al momento que quiso meter su cabeza en la caja, vio dos ojos brillando, mirándolo! Stardus saltó hacia atrás.

Algo estaba en su caja! Stardust no era el gato más valiente de la tierra. Tomó un tiempo antes que se atreviera a entrar en la caja de nuevo. Su pelo se congelaba. Hielitos colgaba de su mentón… tenía que hacer algo!

Valientemente se colocó en frente a la caja y dijo: “Hey tú, tú ahí, estás sentado en mi caja!” una voz fina respondió: “tu caja? Yo la encontré primero!”

“pero mis dueños la dejaron ahí para mí. Quiero mi caja!, por favor, sal, necesito un refugio porque mi pelo se congela, Y también creo que comiste toda mi comida, y estoy hambriento!”

Podía ver los ojos de la criatura parpadear en la caja. La voz fina le habló: “hay bueno, puedes entrar dentro de la caja, pero no saldré… recuerda que llegué primero!”

“Primero muéstrame qué o quién eres”

Una hermosa cabecita husmeó hacia afuera de la oscuridad.

“Santo Cielo, también eres un gato!” dijo Stardust y se metió en la caja.

Dentro de la caja estaba mucho mejor, y se enrolló hecho una bolita y se acostó al lado del otro gato.

Suavemente el pequeño gato dijo “realmente estás frio, déjame ayudarte” y comenzó a lavar la cara de Stardust. Gentilmente lamio el hielo de su pelo y Stardust comenzó a ronronear…

Después de un tiempo comenzó a entrar en calor, pero su estómago hacia ruidos chistosos.

El pequeño gato dijo: “Siento haber comido toda tu comida. Tenía tanta hambre. No pude atrapar ningún ratón o pez en días y la comida en el plato olía tan rico. Tal vez debamos dormir y así te olvidarás del hambre”.

Y así lo hicieron. Ni siquiera notaron que comenzó a nevar de nuevo.

Stardust y pequeño gato se despertaron cuando una mano se metió en la caja y la dueña de Stardust estaba llorando: “Oh, ahí estabas, estoy tan feliz que volviste!”

Le quitó la nieve, agarro la caja y la llevó dentro. “Parece que ganaste peso mientras no estabas, la caja está muy pesada”

Puso la caja en la cocina y comenzó a llenar el plato de Stardust con su comida favorita y luego llamo al dueño: “Ven a ver quien está aquí, Nuestro Stardust volvió”

Stardust salió de la caja y atacó al plato de comida!

Sus dueños lo acariciaron, y ronroneó mucho. La dueña quiso hacer a un lado la caja y la alzo, y casi la hecho!

“que es esto?” Algo se movió en la caja y dos hermosos ojos azules la miraron. “A quien tenemos aquí?” es esta tu novia Stardust?” la pequeña gata esta con miedo y cansada de esconderse en la caja, pero dos manos gentiles la tomaron y la pusieron al lado de Stardust, quien casi vaciaba su plato. La dueña volvió a llenar el plato y dijo: “aquí pequeña, un poco de comida para ti también”

La pequeña gata no pudo resistirse a la comida. Miro tímidamente a la dueña, y comenzó a comer.

Juntos ambos dueños miraron a los gatos. “que pareja tan linda forman. Quedémonos con ella. Tal vez Stardust no vuelva a salir si hay otro gato en casa”.

Entonces pasó. La pequeña se quedo a vivir con Stardust. La llamaron “Shy”. Desde ese día. Stardust y Shy se sentaron juntos mirando hacia afuera desde la ventana y se volvieron los mejores amigos por sismpre.

The End


Tu gato puede ser una estrella

Te gustaría tener una foto de tu gato destacada,
En la parte superior de esta página? O en otro artículo a tu elección?

CLIKA AQUÍ para descubrir cómo!


Arriba
Atrás
Inicio
 

Copyright ©ShowCatsOnline.com/PandEcats.com todos los derechos reservados
La copia y distribución de este artículo está estrictamente prohibida sin
El expreso permiso por escrito de ShowCatsOnline.com/PandEcats.com

Website Designed and Maintained by
ShowCatsOnline Web Design
We'd love to design YOUR cattery website


Responsabilidad Legal| Reprint This Article | Reportar un link roto o error de tipografía | Contactanos